Buscar
  • Raul Lopez

¿Cómo hacer que los alumnos aprendan a su propio ritmo?

En el último blog hablamos sobre un tema polémico. ¿Vale la pena nivelar a los alumnos cuando regresemos a clases? Personalmente creo que es un gran momento para promover el aprendizaje autogestivo y permitir que cada alumno aprenda a su propio ritmo. Si no has leído ese blog, puedes ir a leerlo aquí. Si ya lo leíste entonces de doy la bienvenida al blog de hoy. ¿Cómo hacer que los alumnos aprendan a su propio ritmo?


Muchos profesores piensan que hablar de educación personalizada y aprendizaje autogestivo es poco práctico para grandes grupos. El error más común es pensar que para lograrlo hay que hacer 60 exámenes y tareas diferentes para personalizarlos a cada alumno. La realidad es que el aprendizaje autogestivo no tiene nada que ver con lo mencionado anteriormente.

gif

El aprendizaje autogestivo es esa capacidad del alumno de gestionar su propio aprendizaje a través de sus propios sistemas de auto regulación. Por lo tanto, aquí hay un cambio de paradigma muy importante sobre el rol del profesor y el estudiante. Si no somos capaces de entenderlo, no podremos generar la autogestión del aprendizaje. Por muchas décadas se ha pensado que aprender es responsabilidad del maestro, cuando en realidad la responsabilidad es del alumno. Este cambio es vital que nosotros como docentes lo entendamos y también los alumnos lo entiendan. Para hacerlo es necesario exponer los beneficios, tanto para el alumno como para el profesor. Por su parte el alumno puede ir a su propio ritmo, puede decidir la forma en la que quiere aprender y vincular todo lo aprendido con un objetivo relevante para él. Para el profesor puede traer mejorar en el resultado de su grupo, una disminución considerable de la carga de trabajo y la presión que reciben al sentirse responsables del aprendizaje.

gif

Una vez que entendemos que la responsabilidad de aprender es del alumno, entonces ¿cuál es la responsabilidad del profesor? El rol del profesor es ayudar a los alumnos a descubrir el propósito y objetivo de cada uno al aprender. También el de crear un ambiente que promueva la curiosidad y donde los alumnos puedan aprender a aprender. A este proceso de aprender a aprender se le llama, metacognición. Ahora que ya entendemos nuestro rol de una manera más clara, definamos una serie de pasos que nos ayudarán a generar aprendizaje autogestivo.


1) Fijar tus objetivos de aprendizaje. Cada alumno tiene un objetivo propio con el cual puede relacionar la materia. Cómo facilitadores nuestro rol es ayudarlos a fijar un objetivo para que el aprendizaje se convierta en un medio para llevarlos hacia él. Sin este objetivo no hay propósito y sin el propósito no hay aprendizaje. Por lo tanto siempre al iniciar un curso ayuda a que tus alumnos se planteen un objetivo propio, independiente del de la materia.


2) Genera condiciones dignas para el aprendizaje. Durante la pandemia quizá esto sea lo más complicado. Sin embargo es importante buscar la forma de tener un espacio de estudio propio y utilizar herramientas que nos ayuden a fomentar el aprendizaje. El uso correcto de ciertas herramientas en combinación con la didáctica pueden ayudar a mejorar el ambiente. Sin embargo es importante que el alumno sea proactivo en este ámbito y genere sus propias condiciones que le favorezcan.


3) Ayuda a tus alumnos a desarrollar inteligencia emocional. El manejo de las emociones en el aprendizaje es clave. Todos aprendemos mejor cuando sabemos manejar el lado emocional y conforme el estrés aumenta, las emociones se ven afectadas. Por eso es importante generar un ambiente en el aula donde los alumnos es sientan seguros y les permita gestionar sus emociones de una manera correcta.


4) Crear un sistema de autoevaluación. La clave para no generar 60 exámenes diferentes por grupo es crear un sistema en el que los alumnos se puedan evaluar a sí mismos. En este sistema los alumnos deben desarrollar el hábito de evaluarse de manera frecuente y ver cómo han progresado respecto a sus objetivos personales. La autoevaluación es vital para poder generar una educación más personalizada.


5) Da retroalimentación. La retroalimentación es muy importante y hay muchas maneras de darla. Abajo te dejo un video con diferentes formas de hacerlo. Es muy importante destacar que hay que tener cuidado de no generar dependencia a la retroalimentación. ¿Algunas vez te has topado con alumnos que te preguntan todo el tiempo si algo está bien o mal? Estos alumnos suelen paralizarse si no reciben retroalimentación y es un comportamiento bastante común. Cuidemos este aspecto y hagamos que los alumnos sean capaces de autoevaluarse y avanzar aunque no tengan retro por parte del facilitador.

Los 5 pasos anteriores son importantes para poder generar que los alumnos aprendan a su propio ritmo y quizá te puedan funcionar de guía. Recuerda que estamos en un gran momento para replantear y cambiar la forma en la que damos clases. Aprovechemos esta oportunidad única para mejorar las condiciones de aprendizaje de los alumnos y de trabajo de los docentes. Si te gustaría saber más sobre el tema, escucha nuestro podcast con Dany Carrasco donde hablamos sobre el tema.


Comenta tus dudas en este blog y nosotros las responderemos en futuras entradas.

58 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo