Buscar
  • Abraham Mariscal Romero

Las funciones ejecutivas son el tablero de control del avión del aprendizaje.

Uno de los principales objetivos que tenemos los profesores es provocar y generar aprendizajes en nuestros alumnos. El aprendizaje es un cambio de conducta adaptativa y de esquemas mentales. A nivel de las neurociencias hablamos de nuevas conexiones entre neuronas, nuevas ramificaciones entre las dendritas y acción por parte del axón.

En el momento que se hacen estas conexiones a la hora de la producción de un aprendizaje nuevo hay un intercambio de segregación de diferentes neurotransmisores, ya que ellos son los mensajeros y responsables de llevar la información por medio de un proceso llamado sinapsis. Esto no ocurre solamente en una parte específica del cerebro, sino en todas y cada una de sus estructuras, es un proceso dinámico.

Por lo anterior, es que en Proff Escool hemos motivado a la comunidad de profesores la búsqueda de que sus enseñanzas y sus planeaciones impacten y estén basadas en la segregación de los diferentes neurotransmisores implicados en el proceso de aprendizaje.


gif

Sin embargo, no es suficiente, hay algo más que hace falta para que el proceso de aprendizaje sea completo. Muchas veces en términos de educación hablamos que nuestros alumnos son el centro de aprendizaje, que ellos son los protagonistas, incluso, orientamos nuestras enseñanzas en que nuestros sean autónomos y autogestivos, y muchas veces no sabemos por qué estamos diciendo esto.

Lo anterior está estrechamente relacionado con las "Funciones Ejecutivas", en cómo podemos desarrollarlas en nuestros alumnos y en cómo ellos la pueden aplicar en las experiencias de aprendizaje que les creamos y en su vida diaria. Esto va más allá de una clase, impacta en el día a día de los alumnos, en su involucramiento con el ambiente y en la resolución de problemas. ¿Al desarrollar las funciones ejecutivas qué obtendremos?

  • Mejor disposición y apertura en los alumnos.

  • Incremento de la creatividad en sus producciones.

  • Mayores beneficios en los trabajos en equipo y comunicación

  • Conciencia y acción en las situaciones problemáticas.

  • Mayor eficiencia en el trabajo.

  • Desarrollo de pensamiento crítico.

  • Fortaleza en las emociones, mejor manejo del estrés.

  • Autonomía, voluntad y disfrute en el aprendizaje.

  • Respuestas y rendimiento favorable en lo profesional.

  • Flexibilidad de decisiones y en los cambios.

  • Metacognición en los procesos.

Anteriormente se mencionan algunos beneficios a la hora de tener la intención de incluir el desarrollo de las funciones ejecutivas en los alumnos, sin embargo son muchos más.


gif

Un ejemplo claro de cómo podemos observar estas funciones en acción, fue en el aprendizaje a distancia que el Covid - 19 provocó.

Como profesor pudiste darte cuenta de aquellos alumnos que tuvieron mejores respuestas ante esta eventualidad; mayor adaptación, regulación, prudencia, planeación y autogestión, no dudo que estos alumnos fueron los que aprovecharon más las enseñanzas, disfrutaron y dieron el extra durante el ciclo escolar. Esto es totalmente por el buen desarrollo de las funciones ejecutivas, que se lleva a cabo en la parte prefrontal de nuestro cerebro, ya que hay estudios que evidencían que es en esa parte donde se involucran las respuestas ejecutivas y de mayor consciencia ante cada situación.

Podemos decir, en rasgos generales y tomando la definición de Grieve y Gnanasekaran, 2009; Que las funciones ejecutivas son un conjunto de procesos que tienen por objeto el modo en que una persona es capaz de manejarse a sí misma y de utilizar sus propios recursos con el fin de conseguir un nuevo objetivo.

Estos mismos autores explican que las funciones ejecutivas son como un paraguas , bajo el cual se agrupan toda una serie de habilidades capaces de regular la acción y la conducta, donde hay una implicación de recursos cognitivos dirigidos a explorar, asociar, decidir, controlar y evaluar las situaciones.


gif


Según Gioia las funciones ejecutivas, que se relaciona directamente con lo expuesto en líneas anteriores, son:

  • Inhibición: Actuar adecuadamente en relación al lugar y situación presentada. En otras palabras, evitar actuar impulsivamente.

  • Cambio: Ser flexible ante las eventualidades y aplicar recursos adaptativos para obtener iguales o mejores resultados que los anteriores.

  • Control Emocional: Regular, modular y comprender las emociones para brindar mejores respuestas al contexto social, principalmente.

  • Iniciación: Comenzar una actividad con un panorama general, evitando las improvisaciones y con una selección previa de materiales, ideas y estrategias para solucionar problemas.

  • Memoria Operativa: Guardar información de manera responsable para aplicarla en situaciones futuras, con el fin de alcanzar un objetivo o terminar una tarea.

  • Planificación: Dirigir acciones y recursos, tomando en cuenta aspectos o experiencias del pasado para aplicarlo en el presente o futuro.

  • Organización de materiales: Mantener un orden de prioridades y de recursos tangibles, con el fin de ser más eficientes, evitando descontroles emocionales.

  • Seguimiento de uno mismo: Buscar la mejora continua a través de evaluaciones y juicios personales, perfeccionando las respuestas y la conducta.


gif

Desarrollar estas funciones tiene beneficios enormes; recalco, no sólo para una clase, sino para la vida. Si somos buenos profesores debemos educar y formar a nuestros alumnos con estas miradas y aspiraciones, no sólo para que culminen un año o semestre escolar, incluso para que únicamente aprendan los contenidos que te corresponden enseñar. Incluyamos y tomemos en cuenta el futuro académico, profesional y personal de los alumnos. Como lo dice Alberto García Molina en su libro "Evaluación de las funciones ejecutivas"; que todo un buen desarrollo de las funciones ejecutivas durante la infancia y adolescencia implica el desarrollo de una serie de capacidades cognitivas que permiten la regulación del pensamiento, las acciones y las emociones.

Si nos damos cuenta son habilidades, ¿esto qué quiere decir?... que se pueden educar y desarrollar, es por eso que te invito a que las tomes en cuenta en tus clases y en tus experiencias de aprendizaje, en cada actividad, trabajo o proyecto da un toque, una carga y sentido para desarrollarlas, que sea un aprendizaje completo, que los neurotransmisores y las neuronas se pongan a trabajar y que como profesor ayudes a tus alumnos a sentar una base de un nivel de conciencia estable y autónomo, donde las funciones ejecutivas actúen y hagan que los resultados sean favorables, no sólo en lo académico, sino integralmente. Ellos te lo agradecerán.


gif

69 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo